DreamBox review

DreamBox review

Ya llevo algunas semanas con mi hermosa DreamBox de CreateRoom así que hoy quiero contarte qué tal me va con ella y cómo está siendo la experiencia. ¿Te vienes?

Sí, seguro que ya lo has visto en mi cuenta de instagram, la gente de CreateRoom me ha enviado su bendita caja mágica, su mueble más maravilloso, el santo grial de toda crafter y scrapera: la DREAMBOX.

Por si aún no lo sabes, la DreamBox es un sistema de almacenaje fabuloso que parece un simple armario pero es muchísimo más. Ya que al abrirlo, de repente y casi sin darte cuenta, tienes ante ti el mismísimo cielo. Léase, montones de baldas y cajas y cajones ideales para organizar todo todito tu material y tener todo precioso y a la vista. Porque sí, la DreamBox es mucho más que organización, es un espacio motivador en el que trabajar a gusto y feliz, teniendo todo en un mismo lugar y siempre a la vista. Y, aunque no es mi caso, es ideal para crear una habitación creadora dentro de otra habitación o estancia de tu casa.

Por favor, no te pierdas mi vídeo de YouTube donde abro mi DreamBox para ti y te cuento todos los detalles.

Debo reconocer que jamás pensé que un mueble me haría tan feliz, en serio. Como te cuento en el vídeo, llevaba mucho mucho tiempo con problemas de organización en mi estudio. Graves problemas…

Sí, tal como lo ves, era un auténtico caos de cajas y pilas de cosas a diestro y siniestro. Un horror de horrores. Cero motivador y exageradamente abrumador muchas veces. A veces, hasta me iba a trabajar al salón, con tal de no estar viendo pilas de cosas por todas partes. Un verdadero espanto.

Es verdad que organizar todo me llevó mucho tiempo pero valió la pena. Lo primero que hice fue empezar a sacar y sacar todo de su escondrijo y decidir qué era para guardar, qué para donar, qué para tirar. Decidí organizar todo por zonas o bloques, así que empecé a hermanar el material ya de esa forma, mientras esperaba que llegara mi DreamBox, pintaba el supermueble gigante que ocupaba toda la habitación y preparaba mi boceto para saber cómo colocar luego las cosas. También aproveché la espera para hacer el JOURNEY y te lo recomiendo. Es una herramienta de auto exploración (que si no sabes inglés puedes hacer muy fácilmente usando el traductor de Google) que te ayudará a encontrar tu porqué, a entender cuáles son las cosas que te bloquean cuando estás bloqueada y analizar las soluciones para ponerlas en práctica.

Una vez llegó mi DreamBox, todo salió más rodado. Nos llevó tiempo montarlo (lo hice con la ayuda de Sergio) pero no fue para nada complicado, aunque sí es laborioso. Y luego, simplemente, había que ponerse manos a la obra.

Estoy tan pero tan feliz con el resultado. Es tan cómodo, funcional y a la vez vistoso, que no me lo creo. Mi parte favorita sin lugar a dudas es el espacio de carvado.

Ahora tengo todos mis materiales de carvado y estampación en un mismo lugar y a la vista. Están las gomas de carvado, mis sellos hechos a mano, los de mis colecciones, los sellos acrílicos que tanto me gustan, los de madera, los libros que tengo sobre el tema, mis herramientas, las tintas todas organizadas por color y marca y también los materiales básicos como los metacrilatos, los productos de limpieza, mis catálogos de color, etc…

Para mí, que soy tan desordenada, está siendo toda una experiencia porque como todo tiene su lugar especial, es muy pero muy fácil mantenerlo así de ordenado. De verdad, que solo esto ya me parece un completo lujo.

Estoy pensando hacer un directo en Instagram para enseñaros más a fondo cada rinconcito y poder responderos a vuestras dudas, ¿qué os parece? Por lo pronto, espero que os haya gustado este post y, si queréis que sigamos hablando de organización, solo tenéis que pedirlo.

No olvideis que si queréis una DreamBox, podéis usar el código SAMIGARRA para tener descuento. ¡Mil gracias por estar ahí!

Etiquetas:
,
Sami Garra
hola@samigarra.com
Sin comentarios

Sube un comentario